El Sutra del Corazón

“La forma esta vacía, el vacío es forma
Sin ojos, ni oídos, ni nariz, ni lengua, ni cuerpo, ni mente
Sin color, ni sonido, ni olor, ni gusto, ni tacto,
Ni nada existente,
Sin vejez ni muerte, sin fines de viejas épocas, ni muerte
Sin sufrimiento, sin causa o fin de sufrimiento
Sin camino, sin sabiduría
Y sin beneficios, sin beneficios
Así vivió el bodhisattva, comprendiendo la realidad
Sin el estorbo de la mente
Sin estorbos, y por consiguiente sin miedo
Estaba más allá de los pensamientos engañosos…”